Skip navigation


GOBERNAR ES PACTAR; PACTAR NO ES CEDER de G. le Bon

El imperio de Ruiz Mateos entra en concurso de acreedores y con ello 5000 accionistas que corrieron a depositar 140 millones de euros al reclamo de unos altos intereses. A fecha de hoy todo son lamentaciones de unos (empleados y accionistas aunque éstos pueden cobrar en especie) y sonrisas de aquéllos que se ufanan hoy en decir que ya se lo esperaban. Pero lo cierto es que los grandes gurús de la economía no pusieron el grito en el cielo y que los grandes medios de comunicación se frotaron las manos ante el maná de la campaña publicitaria de Nueva Rumasa.

El menda no pasa de ser un currelita normal y, aunque no es tan avispado como los grandes ecónomos de las finanzas, está temeroso por los nubarrones que se ciernen sobre un coloso de la economía estatal y que en su huída hacia adelante se puede dar un batacazo de órdago a la grande (me gusta el mus). ACS entró en el 2006 en Iberdrola con el fin de repetir los pelotazos de Endesa y Fenosa. La idea de su presidente es la misma: hacerse socio mayoritario, trocear la empresa y venderla a los mejores postores. Para ello se ha valido de sociedades interpuestas que, mediante la compra de acciones y derivados, han llegado a controlar el 20% de la eléctrica con el fin de poder reflejar en su contabilidad la parte correspondiente a la eléctrica (hasta entonces sólo se podían apuntar los dividendos).

ACS, en su loca carrera por hacerse con Iberdrola, ha tenido que realizar desinversiones y lanzar una Opa contra la constructora Hochtief con el único fin de crecer en tamaño y diluir sus pérdidas gracias a la solidez financiera de la empresa alemana. Por el camino ha perdido accionistas de referencia como los March, que vendieron el 5% de ACS; aunque Florentino, con anterioridad, fue capaz de quebrar la voluntad del gobierno y hacer que se aprobara la ley conocida por su nombre, mediante la cual se eliminan los tantos por ciento de protección de la cartera contra la entrada en las sociedades de rivales directos.

En la actualidad, su asalto a Iberdrola está condicionado por la resolución que dicten los juzgados de Madrid y Bilbao ante las demandas de las partes afectadas. Pero -y aquí viene el riesgo- como sea la eléctrica quien gane, ACS se queda con una deuda de 4.4250.000.000 de euros pedidos a crédito y que ha tenido que refinanciar en varias ocasiones con la banca. El batacazo puede ser monumental, porque en realidad ACS sólo contrala de forma directa el 3,82% del capital de Iberdrola. El 17% restante lo hace por medio de filiales como es Residencial Monte Carmelo (6,58%).

La constructora presidida por Florentino es un pozo sin fondo que arrastra una importante deuda y que goza de refinanciación, no por el gusto de los bancos, sino porque el debe es tan elevado que de no hacerlo las pérdidas serían descomunales. Así que ojito. Que luego no se diga que no se dijo y que no se sabía. Mientras tanto los grandes medios de comunicación seguirán, como con Nueva Rumasa, más preocupados del maná de las campañas publicitarias de ACS que de informar; los políticos seguirán sin querer ver lo que es un secreto a voces y los economistas ya se preocuparán después de explicar lo que puede ocurrir cuendo esto ya haya sucedido.

2 Comments

  1. Hombre, cuando se presta dinero a un 8% (una burrada) para financiar circulante es para tener las orejas tiesas y darnos cuenta de que algo no funciona bien.

    Para personas menos metidas en estos mundos de los dineros, la CNMV tambien se jartó de hacer advertencias.

    Si tras todo lo que se ha dicho uno se la ha querido jugar en favor de conseguir mucha rentabilidad pués ha jugado y ha perdido.

  2. Querido Arístides, hilando con tu post de La canción de Roland y de cómo los que dirigen el cotarro de hartan de vender su puta moto, tengo que comentar el asqueroso reportaje que ha emitido la primera esta noche “analizando” lo ocurrido con Nueva Rumasa y comparándolo con la primera Rumasa.
    La cuestión es que ponía verde a al vieja Rumasa y a Don Ruíz Mateos, diciendo que por su culpa el gobierno de Felipito tuvo que incautarle las empresas para su buen funcionamiento… No mencionó por ningún lado el uso que se hizo con tales empresas (como por ejemplo su reparto entre los amiguitos de don Felipito and Company), ni mucho menos la sentencia del Supremo por la cual se condenaba al estado a pagar más de 80.000.000.000 de las antiguas y benditas pesetas.
    Sinceramente, lo de Nueva Rumasa es una broma, una anécdota en comparación con lo de ACS. Habría que puntualizar que Nueva Rumasa no ha entrado aún en concurso de acreedores y que la parte que está en preconcurso es una mínima parte del valor real de los activos de los cuales disponen para hacer frente a los pagos.
    Cuando ACS caiga, que caerá (apostemos que en unos de tres años), ya veremos cómo ocurre justo lo que tú dices en tus últimas líneas.

    Me ha gustado mucho esta entrada.


One Trackback/Pingback

  1. By Articulo Indexado en la Blogosfera de Sysmaya on 24 Feb 2011 at 9:15 pm

    […] Actualizados : ¿NUEVA RUMASA VERSUS ACS . TERTULIANOS. EL CAFÉ: BUENO, BONITO y BARATO. LOS COPTOS. VÍAS VERDES. PAPEL SECANTE LA […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: